Menu

La Plataforma por una Banca Pública se hace oír en la junta de accionistas de Bankia en Valencia.

27 marzo, 2014 - Banca publica, Mercados Financieros, Nacional

Aurora Martínez Hernández. ATTAC Madrid y Miembro de la Plataforma por una Banca Pública.   Mi intervención empezó mostrando la cuenta de resultados de Bankía que decía:   Resultados del ejercicio, 171.768.000 euros. Pero no me perdonaron. Cuando me avisaron de que había pasado el tiempo, me cortaron el micrófono, sin rogarme que fuera terminando. Acababa […]

bankia bolsaAurora Martínez Hernández. ATTAC Madrid y Miembro de la Plataforma por una Banca Pública.
 
Mi intervención empezó mostrando la cuenta de resultados de Bankía que decía:   Resultados del ejercicio, 171.768.000 euros. Pero no me perdonaron. Cuando me avisaron de que había pasado el tiempo, me cortaron el micrófono, sin rogarme que fuera terminando.
Acababa de oír a Goirigolzarri y me hizo cambiar el comienzo de mi intervención de tres minutos. Hacia el final de la lectura de su discurso, durante unos segundos en que los  miembros de Adicae pararon sus protestas y silbidos, el presidente de Bankia anunció que los beneficios de la entidad habían sido  ¡509 millones y que se esperaban para los próximos años una rentabilidad  del 10%!
Como no me dio tiempo a terminar, voy a poner aquí el texto completo que tenía preparado.
INTERVENCIÓN PARA LA JUNTA DE ACCIONISTAS DE BANKIA
Señores administradores de Bankia, mi nombre es Aurora Martínez y soy miembro de la Plataforma por una Banca Pública.
Tomo  la palabra para explicar  porque no apoyo las cuentas de Bankia  ni  la gestión que han realizado ustedes como  consejeros.
En la primera página de su memoria, se describe a Bankia como una entidad de crédito, sin más. Pero nada dice de su origen y de que Bankia es de propiedad pública.
Porque Bankia se formó con la unión de 7 cajas de Ahorro  que nacieron con unos fines humanitarios.
Por el contrario Bankia, como cualquier banco privado, ha actuado y sigue  actuando bajo el principio del máximo beneficio a corto plazo. Y es precisamente este principio del máximo beneficio a corto plazo, propio del el sistema capitalista, la  causa  principal del inicio de las crisis económicas y financieras y de la extensión de la corrupción. Porque los bancos privados, para ganar más, prestan muchísimo más del dinero del que pueden prestar, y ante cualquier impago ya no pueden devolver el dinero que les reclaman sus clientes, y así se inicia la crisis.  Además, el poder de los bancos es inmenso, porque pueden crear  dinero bancario -abriendo cuentas corrientes cuando concede sus créditos. Y gobiernos, periódicos, televisiones, partidos políticos y sindicatos  pierden la capacidad de oponerse a sus abusos porque están endeudados hasta las cejas y no pueden enfadar a los bancos.
No hay que olvidar tampoco,  que   Bankia  es de propiedad pública. El Estado ha entregado a Bankia, sólo en capital, más de 22.000 millones de euros, que equivale casi a cuatro veces los gastos conjuntos en sanidad y educación en los presupuestados para 2014. El doble de lo que vale  -que es 11.000 millones de Euros según su balance. Además ha concedido otras ayudas de muchísimos millones, como los avales de los depósitos de los clientes o el préstamo del Banco Central Europeo. Además de esto,  la actividad financiera es un verdadero  servicio público: si  falta la financiación, ni las empresas ni el Estado pueden funcionar. Junto a esto los bancos deben asegurar que los ahorros de los ciudadanos  no van a correr riesgos especulando  ni tampoco los van a invertir en actividades que no respeten los derechos  humanos y a la naturaleza.
Por eso, los que creemos en lo público y en  lo común, no estamos de acuerdo con  que Bankia se venda, ni que entre ustedes haya salarios de 500.000 euros,  ni con su filial en el paraíso fiscal del gran Caimán, ni que no programen un parque público de viviendas vacías, ni que no hayan emprendido acciones legales contra Deloytte, que auditó las cuentas de Bankia del año 2011…
Y por eso tampoco estamos de acuerdo con las cuentas que presentan porque no nos fiamos de las auditoras.
Ni con los puntos 4,5,6,7y 8 del orden del día ,porque quitan poder a los accionistas.
Y por todo ello exigimos que los ciudadanos, los usuarios y una administración pública y democrática estén sentados en su Consejo de Administración tal como enuncia el artículo 23 de nuestra Constitución “ Los ciudadanos tienen el derecho a participar en los asuntos públicos”.
Y si ustedes quieren privatizar Bankia, y no creen en lo público, ¡váyanse para que personas que crean y defiendan lo público la gestionen!
ATTAC Madrid no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización.

ATTAC Madrid no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización.

Follow by Email
Facebook
Facebook
Twitter
YOUTUBE
INSTAGRAM